Icono del sitio JRMora, humor gráfico

The Handmaid’s Tale

 

Ahora estoy viendo sólo un par de series y The Handmaid’s Tale (El cuento de la criada) basada en el libro de Margaret Atwood del mismo título, es una de ellas. Ayer me puse al día con los dos capítulos que tenía pendientes y el cuento se vuelve cada vez más rojo y apretado.

Leí en algún blog sobre series que algunas personas admitían que estaban abandonándola por agobiante, que no por mala. En muchas otras páginas de forastifuera también se pueden leer críticas y opiniones de gente que dice que pasa de verla para ahorrarse tanto martirio y sufrimiento.

Nunca he sido muy amigo de dramas, no termino de entender a aquellos que disfrutan pasándolo mal con una actividad de entretenimiento, pero por alguna razón, que no sé cómo explicar, aún le sigo dando una oportunidad a la criada. Quizá porque está muy bien resuelta en lo visual y porque sigo con la esperanza de que todas ellas terminen levantándose en armas contra la república de Gilead y le den lo suyo y lo de su prima.

Ahora les dejo, que tengo que seguir achicando los lagrimones.

 

Salir de la versión móvil