Entrevista – Arcadio Esquivel, «no me gusta la competencia desleal»

¿Quieres anunciarte en esta sección destacada?

Comprar espacio publicitario aqui (728x90)
 

Entrevista - Arcadio Esquivel,

Entrevista de Raquel García / Caricatura: Fran Cornejo /publicada el 05/08/2015 en el nº 2 de la revista MLPZ de la desaparecida web milapiz.es

Arcadio Esquivel Mayorga nació en Alajuela, Costa Rica, el 10 de enero de 1959. Es profesor de Estudios de Caricatura en la Universidad de Costa Rica.

Entrevista - Arcadio Esquivel, "no me gusta la competencia desleal"Desde 2001 hasta la actualidad produce y conduce un programa educativo en el Canal 13. Sus enseñanzas se pueden ver en Youtube. Quería ser Constructor Civil y se graduó en 1979. Éste es el inicio de una larga relación con el humor gráfico. Entre las asignaturas estaba el dibujo técnico, lo que lo llevó a darse cuenta de que ese mundo se le daba bien, que le gustaba demasiado.

Y en 1982 obtuvo el título de Dibujante Humorístico de CEAC. Incansable, compaginó nuevos estudios con los que ya tenía. Ahora el turno del diseño publicitario. Posteriormente, en 1999 se licenció en Diseño Comercial. Mientras tanto, no sólo llenaba su cabeza de conocimientos, sino que le ha dado tiempo a publicar más de 14 libros con tiras humorísticas, entre ellas, “Las aventuras de Wenceslao” .

Ha cosechado numerosos premios internacionales, como la Medalla de Plata del Club Primera Plana de México en 1988, por los aportes de la paz a través de la caricatura. Algunas de sus obras pertenecen a las colecciones permanentes de cinco museos en E.E.U.U., Francia, Perú, Turquía y Alemania. También, fue miembro de “Cartoonists and Writers Syndicate” de Nueva York entre 1986 y 2003, desde donde envió sus dibujos a diversos periódicos y revistas.

Entrevista - Arcadio Esquivel,

¿Es fácil hoy en día ser viñetista?

Fue con el auge infinito de caricaturistas nuevos y a diario en internet, las posibilidades de obtener buenas remuneraciones disminuyen drásticamente. Es más factible si se tiene el respaldo económico de una profesión lucrativa para poder mantener la otra actividad artística, la de viñetista, ese es mi caso, como profesor en la Universidad de Costa Rica.

¿Los dibujantes en Costa Rica están notando la crisis económica?

 
   

La crisis económica la tenemos encima, muchos de mis colegas acá se han dedicado ahora a una labor más lucrativa, como diseñadores, docentes en escuelas, clases privadas o cualquier actividad que les genere ingresos.

Esa es una situación que se repite en muchos países de América Latina, incluso, hay agencias de publicaciones en EEUU que enfrentan la crisis con algunos ajustes que han afectado a los artistas.

Entrevista - Arcadio Esquivel, "no me gusta la competencia desleal"

¿Cómo lo tiene en su país un humorista gráfico para tratar de vivir de su profesión?

Muy difícil, uno podría pensar que es que no pagan bien al caricaturista por lo que hace, pero es que el problemas va más allá que una mala remuneración. Los periódicos han renunciado a contratar humoristas gráficos debido a los ajustes en sus planillas, es el caso de La Nación, La República y la Extra, los tres diarios más grandes de Costa Rica.

¿Cuales son su artistas referentes de su país?

Por supuesto, desde mis épocas de estudiante en secundaria ya tenía contacto con uno de los artistas más emblemáticos de Costa Rica, don Hugo Díaz Jiménez, un caricaturista muy comprometido con las causas sociales y con su característico humor de pueblo. Me enseñaba como trazar una caricatura y crear monigotes, de él aprendí muchísimo, fue una gran escuela para mí.

Poco tiempo después, al incorporarme como caricaturista a uno de los diarios más importante de Costa Rica, La Prensa Libre, compartí espacio editorial con el otro grande de este país, don Gerard Chavarría conocido como Kokín. Fue otra gran experiencia, puesto que de éste buen artista aprendí aún más sobre mi profesión. Ambos han desaparecido ya, pero me queda un legado muy importante.

Entrevista - Arcadio Esquivel, "no me gusta la competencia desleal"

¿Alguna de las tiras o viñetas que ha hecho le ha traído de manera directa o indirecta algún tipo de problema?

 
   

Siempre he sido muy centrado a la hora de hacer mis viñetas o tiras, hubo gente que se molestó y protestó porque se sintieron aludidos, pero nada de importancia. El problema más serio lo tuve en el diario La Nación (Costa Rica).

«Cuando llevaba las caricaturas al jefe editorial, éste solía tomarlas, arrugarlas y lanzarlas a la basura, sin siquiera mirarme a los ojos».

Cuando llevaba las caricaturas al jefe editorial, éste solía tomarlas, arrugarlas y lanzarlas a la basura, sin siquiera mirarme a los ojos mientras estuve en su oficina, así sin más ni más. Me lo hizo en tres ocasiones. Con el paso del tiempo me di cuenta de que esas cosas te preparan para lo que venga en el futuro, llegas a comprender que no hay que temerle a nada.

¿Cree que existe algún tema que no pueda ser tratado en una tira humorística?

Algunos, al menos acá en Costa Rica. La homosexualidad, algunos aspectos del tema religioso, la inmigración, por ejemplo. No es que no se puedan tratar, es que hay que ser muy sutil para hacerlo.

Aprovechando sus incursiones y experiencia internacional en un lado y el otro del Atlántico, ha notado alguna diferencia entre el humor gráfico que se realiza en un lugar y otro.

Si, lo he notado y encuentro muchas diferencias. En Europa hay preocupación en temas como los derechos humanos, la pobreza en África, la mujer, los niños, la inmigración, entre otros temas, y en muchos certámenes esos son tópicos recurrentes.

En América encuentro mucha caricatura de marcadas ideologías, de derecha, de izquierda, reclamos por la pobreza, contra a la corrupción, pero las mayores diferencias están en la forma de decir las cosas, el europeo es ácido y muy fuerte en las críticas, aquí en América se critica duro pero con una gráfica más benevolente, pero de una forma igualmente directa. Noto un desarrollo gráfico más académico en Europa que en América, más formación del artista del humor gráfico allá que en este lado del océano.

Por último hay más interés del artista europeo (lo veo mucho en España) por el desarrollo del cómic, que el que hay en América Latina, de hecho sé que hay innumerables páginas y revistas dedicadas a difundirlo, mientras que acá puedes contar con los dedos de una mano las revistas exitosas de ese tipo.

Entrevista - Arcadio Esquivel, "no me gusta la competencia desleal"

Por contra, tiene alguna tira que por alguna razón le tenga un especial cariño, y si la hay, podría explicarnos el porqué.

Curiosamente la tira que publiqué el 22 de este mes de julio en Mi Lápiz, se ha convertido en mi favorita, tal vez porque en solo 3 viñetas nos cuenta la abrumadora importancia que ha llegado a tener la internet en nuestras vidas. Ahora ambos estamos en esta entrevista gracias a la internet, que mis tiras se publican en Mi Lápiz gracias a la red y además hacemos muchas cosas a diario relacionadas con internet, como que esa tira lo dice todo tan fácilmente.

¿Como dibujante teme algún día quedarse sin ideas? Eso del bloqueo frente al papel en blanco…

Lo que más temo es quedarme sin memoria, en mi familia ha habido casos de Alzheimer, eso me preocupa, pido a Dios que me permita estar lúcido siempre, tener la fuerza necesaria y mis manos en buen estado.

Entrevista - Arcadio Esquivel, "no me gusta la competencia desleal"

Viñeta de 2002

¿Quiere romper algún tópico sobre la visión que se tiene del humor gráfico?

Sí me gustaría. Básicamente en dos aspectos, el primero es la visión que se tiene del humorista gráfico, ligera y sin suficiente peso como para cambiar el mundo. Lo noto en cada una de las caricaturas que publicamos, la gente ríe y comenta, pero los políticos siguen campantes, haciendo sus canalladas políticas, nada cambia. Eso me desespera.

La segunda es el aspecto profesional, existe la mala costumbre, al menos acá en mi país, de que al caricaturista se le puede pedir algún trabajo y que bastará con aplausos y adulaciones para que se considere pagado. No es así, el artista de la caricatura tiene el derecho de ser pagado si se le solicitan sus servicios, sin demoras y de manera justa o es que creen que las familias de los artistas del humor viven de algún alimento que mana del cielo…

Entre los premios y galardones cosechados, hay uno en particular que me ha llamado la atención, Medalla de Plata del Club Primera Plana de México en 1988 por su aportación a la paz. ¿Puede una simple viñeta ayudar a que este mundo sea, al menos, un poquito mejor?

 
   

No, una simple viñeta no. Tal vez una numerosa cantidad de éstas machacando con el tiempo sobre la mente del lector, eso fue lo que tomó en cuenta el galardón que mencionas, ellos premiaron aquella parte de mi producción que se refería al tema de la paz. Eso suponía muchas viñetas.

¿Qué es lo que más le gusta de su profesión? ¿ Y lo que menos?

Me gusta el reconocimiento de la gente, esto te da combustible para seguir en el quehacer, no importa si tienes dinero o no, si tienes un auto moderno o no, (sabemos que en los artistas gráficos siempre hay carencias) El público basa tu poder en la capacidad que tienes para realizar tus obras y con ellas, ponerte a pensar. No me gusta la competencia desleal, que si estás como artista en un periódico o en una galería, alguien esté conspirando para ocupar tu lugar, eso me molesta.

Entrevista - Arcadio Esquivel, "no me gusta la competencia desleal"

En aquellos primeros años, ¿cómo se pasa a ser un niño al que, imagino, siempre le gustaba dibujar o pintar a ganarse la vida de ello? ¿Es fácil dar ese paso?

Bueno, no pensaba en ser artista, me estaba graduando en un colegio técnico como Constructor Civil (alguien que construye casas) y como la carrera incluía dibujo técnico de forma paralela, me sentí atraído, demasiado diría yo, porque se me hacía muy fácil, así que ingresé a la universidad directo a Bellas Artes. Pero de estar en una una carrera técnica a pasar a una de artes, fue una transición difusa, no sé en qué momento tomé esa decisión.

Tiene multitud de libros educativos, ¿cómo se organiza el tiempo para una producción tan amplía? ¿Ha tenido que sacrificar algo para ser humorista gráfico?

Claro que si he debido sacrificar mucho, no voy a las playas, no voy a fiestas ni conciertos, aunque por supuesto asisto con mi familia a muchas otras actividades, cine, cafeterías o visitas a familiares. Pero, me he disciplinado para amoldar el tiempo para que me alcance, entre preparar la tira cómica, preparar y revisar las clases de la Universidad, arreglar lo que serán las grabaciones de mi programa en Canal 13 cada domingo, hacer mis caricaturas políticas para la prensa internacional, dibujar y pintar para alguna que otra exposición y escribir.

Todo esto es un reto en un mundo que ofrece tanto para entretenerse.

¿Finalmente, me gustaría saber, ¿es fácil enseñar a pintar, a dibujar? Al hilo de esto, ¿cualquiera puede llegar a aprender y lograr ser un buen artista?

Es fácil en cuanto el que aprende sea receptivo y sigue las indicaciones y tiene ambiciones de ser artista , además de aptitudes, pero es difícil si le enseñas a una persona que además de no cumplir lo anterior, no ha nacido con el don del arte. Pero claro, no significa que los que no tienen dotes no van a aprender, todos lo pueden hacer, solo que el que nace con el don de artista podría llegar a cambiar el mundo y el que no, solo le alcanzaría para causar una buena impresión.

Suscríbete por email para recibir las viñetas y los artículos completos y sin publicidad

Artículos relacionados

Antes de irte...

Suscríbete ¿Quieres recibir las viñetas en tu correo cuando se publiquen?
*Artículos completos sin publicidad.