Hildebrandt en sus trece, porque estaba en internet

Es lo que tiene Tonter, que gracias a un amigo desconocido puedes encontrar pistas sobre cosas,  esta vez ha sido gracias a José Rivero. Cada vez que encuentro una movida de estas me planteo el mismo dilema, dejarlo correr, avisar al jeta, reseñarlo, quejarme o hacerme