Pretty prensa

¿Quieres anunciarte en esta sección destacada?

Comprar espacio publicitario aqui (728x90)
 

Pretty prensa

 

Zapatero sustituye a la secretaria de Estado de Comunicación, la periodista Nieves Goicoechea, por Félix Monteira, actual director del periódico Público. Podría haber elegido entre cualquiera de esos pocos miles de profesionales que andan batiendo tintas de redacción en redacción, pero no.

Son las cosas de la «prensa del querer«, ya nadie se extraña de que los reclutamientos por simpatía se hagan en lo más profundo de los medios que se arriman. Nos hemos  acostumbrado a que debe ser así.

Muchas veces andamos a quejíos con eso de que los políticos hagan carrera cortejando a fondo lo privado durante el servicio de lo público para asegurarse un puestazo en la compañía tal o cual que le procure las lentejas gordas.

Pero también hay varias camadas de plumillas, no pocas,  que suspiran por ser Letizias y dan bocados al aire por un puestito en lo público.

Si me apuran ahora es hasta menos reprochable con lo tiroteado que anda el  gremio últimamente, pero no todo serán ramos de flores, porque los secretarios de comunicación duran lo que tarda en llegar cualquier otra caidita de imagen del que dice mandar, aunque siempre habrá un rincón cómodo del partido donde aparcarse.

Puede que ni siquiera sea malo, simplemente es muy gris y tiene su punto de decepción.  Alguien que se supone lleva en las venas aquello de informar, cuando acaba currando a las órdenes del  gobierno por decisión propia, es como rendir las armas… por mucho que lo niegue o adorne.

Pasa de informar de todo y para todos a ensalzar sólo a unos pocos para intentar convencer a unos cuantos más.

Este tipo de periodistas están en todos las plantas del rascacielos de la administración, hacen guardia de pasillo  cerca de los gabinetes de prensa de los pequeños ayuntamientos, o provocan «apartes» tras las ruedas de prensa con majestuosos palmeos a diputados, senadores, ministros o cualquier elemento periférico cercano a los que nombran a dedo.

Cuando has visto uno de esos que hacen camas has descubierto que es la plantilla madre del resto, no hace falta que nadie los señale.

 
   

Al fin y al cabo la agenda del periodista tiene el precio que sea capaz de demostrar que vale,  para poder prometer la supervivencia temporal del que decide lo que hay que decir.

Suscríbete por email para recibir las viñetas y los artículos completos y sin publicidad

Artículos relacionados

4 comentarios en «Pretty prensa»

  1. @ Lauren: ¿»Malversar» información? ¿qué información? ¿facha? O_o
    No sé si se habrá dado usted cuenta que esto es un sitio de opinión. Una página pesonal.
    Si quiere que le cuenten lo que quiere escuchar vuelva a su medio de cabecera.

  2. ¿y tu informas de algo, o desinforms malversando la información? Los fachas no os acostumbrais a que haya desaparecido la censura, a que exista gente con verdadera voluntad de servir al pueblo (aun renunciando a grandes sueldos privados), si, eso que nunca haría el PP, que sólo ansía el poder para robar al pueblo con corrupción y sustraerle la libertad

  3. Mientras haya borregos que disfruten con la prensa dirigida por comisarios políticos esto no cambiará.
    Ya no se sabe qué es publicidad de partidos o noticia.
    Pero el rollo de todo esto es la profesionalización de la política y lo atractivo que resulta para muchos esos sueldazos y retiros yan bien pagados.

  4. ¿Informar? ¿Pero tú por qué crees que los llaman medios de comunicación, y no «medios de información»? Y creo que Nieves Goicoechea, la sustituida, venía de la Cadena Ser…

Los comentarios están cerrados.

Antes de irte...

Suscríbete ¿Quieres recibir las viñetas en tu correo cuando se publiquen?
*Artículos completos sin publicidad.